¿Quieres tu auto en la mejor forma? Sigue estos consejos

17 de Diciembre 2015, 12:00 hrs.

Líder en información de vehículos usados

Una de las mayores obsesiones de todos los dueños de autos tiene que ver con el mantenimiento. Es que tener nuestro vehículo en la mejor forma es la única manera de garantizar rendimiento y, además, una vida útil mucho mayor. Existen una serie de recomendaciones que siempre vale la pena tener en cuenta. Repasemos algunas a continuación.

Si tu vehículo es nuevo, conduce a baja velocidad

Llevar a la ruta un automóvil con pocos kilómetros no es lo más aconsejable, ya que te verás obligado a forzarlo. Por ello, lo mejor es salir a un camino retirado para que dé sus primeros pasos en el contexto adecuado. Una vez allí, mantén un rango bajo de revoluciones y realiza todos los cambios para que tu auto vaya acostumbrándose al ritmo de uso. Con ello contribuirás a que el motor se asiente y prolongarás su vida útil.

Si vas a conducir en un clima frío, enciende tu vehículo y conduce lentamente

En lugar de esperar a que el motor se caliente mientras el auto está estacionado, espera alrededor de un minuto y conduce sin acelerar para que vaya tomando temperatura paulatinamente. ¡Piensa en cuando te desperezas al salir de la cama por las mañanas!

Conoce cómo preparar tu auto para el invierno y manejar ante bajas temperaturas

Acelera lo necesario

Aunque te guste la velocidad, acelerar demasiado no es lo más apropiado por varias razones: aumenta el consumo de gasolina mientras que el motor y los pistones se fuerzan. Asimismo, también puede que te multen o tengas un accidente. En ese sentido, una gran aceleración solo está bien en autopistas y siempre dentro de los límites.

Respeta el uso adecuado de los cambios de velocidad

Pon atención al sonido de tu vehículo y te darás cuenta si estás yendo muy despacio o demasiado rápido. Los famosos tironeos producen tensión en el motor y pueden dañar las cabezas de los cilindros. Muchos de los problemas más frecuentes de los automóviles vienen dados por la falta de experiencia al momento de cambiar la velocidad.

Evita el exceso de carga en tu vehículo

La sobrecarga genera mayor tensión en el motor y puede dañar algunas de sus partes. Investiga en el manual de usuario cuál es la carga máxima indicada para tu auto y respétala a rajatabla. Con ello no solo viajarás más cómodo y con un auto en su mejor performance, sino que también obtendrás un mejor rendimiento de combustible.

cuida tu auto para mantenerlo en buena forma y que luzca radiante

Interpreta correctamente las señales de tu auto

El medidor de temperatura, la batería, el aceite, y la luz de freno te avisan si existe algún problema. ¡Préstales atención siempre! ¿No conoces todos los avisos de tu tablero? Lee el manual y familiarízate con todas las posibles notificaciones. Conocer te permitirá prevenir problemas mayores.

Evita rupturas repentinas

Verifica la emisión de gases cada 15 mil kilómetros, revisa los amortiguadores cada 20 mil kilómetros, cambia las bujías y los cables cada 30 mil kilómetros, revisa el tubo de escape y los catalizadores a partir de los 60 mil kilómetros, y, cada 70 mil kilómetros como máximo, cambia la correa de sincronización. Controla los filtros y los parabrisas una vez al año y revisa los neumáticos a partir del cuarto año de uso de tu vehículo.

Cuida la calidad de tu batería

Si tu auto enciende recién en el segundo o tercer arranque, puede suceder que el alternador esté fallando o que el motor esté consumiendo mucha energía. Evita encender las luces o la radio con el motor apagado y procura mantener los electrodos limpios. Asimismo, chequea tu batería periódicamente para asegurarte que está en un nivel óptimo.

¿Qué hacer si me quedo sin batería?

Cuida los frenos de tu auto

Para ello, controla el desgaste de las pastillas y las bandas al menos una vez al año. Haz una prueba realizando una frenada de emergencia y si escuchas ruidos o sientes un olor extraño significa que están fallando y que necesitan revisión. Asimismo, trata de no forzarlos ni de realizar frenadas bruscas, ya que ello contribuye a su mayor desgaste.

¿Cada cuánto he de cambiar los discos de freno?

El embrague sólo debe emplearse para efectuar los cambios de velocidad

Evita dejar el pie izquierdo sobre el embrague, ya que con ello aceleras su desgaste. Si bien muchas personas sienten que esta forma de conducir es más cómoda, lo cierto es que puede provocar problemas futuro en el funcionamiento de tu vehículo.

Como se puede ver,la vida útil de tu auto depende de muchos aspectos que debes tener en cuenta. Por tanto, no seas descuidado y presta atención a cada uno de ellos para que tu vehículo tenga siempre el mejor rendimiento.

Crédito Imagen:pedrosimoes7 / Foter / CC BY

¿Cuan útil te resultó este artículo?

¡Comenta en nuestro nuevo blog!

Los comentarios se mantendrán cerrados en esta versión,
pero podrás comentar este mismo artículo en el nuevo sitio.

Comentar

Informe Autofact

Patente
RUT
Tu nombre
Tu email
Tipo informe
¿Aún no lo tienes claro?
¿Por qué no ves un Informe Ejemplo?
Informe Ejemplo
Solicita de manera gratuita información básica del vehículo Información básica

¿Ya estás listo para tener toda la información a tu alcance?

Pedir mi Informe