¿Cómo saber si un auto fue rematado?

Cuando el auto fue rematado por problemas económicos o legales no es tan terrible, el problema es cuando compras un auto que fue antes rematado y había sido dado por pérdida total por un fuerte accidente. Aquí te orientamos más.

18 de agosto 2022

Comprar un auto que fue rematado

Cuando estás buscando un auto usado para comprar vas a querer comprar el mejor vehículo gastando lo menos posible. En esa búsqueda incesante podrías caer en la tentación de comprar un vehículo en remate.

Ahí, quien se aventura a comprar un vehículo en un remate se arriesga a varias cosas, lo barato podría salir caro. Sin embargo, podría haber casos, donde las reparaciones del auto no son tan complejas, por lo que invirtiendo lo necesario, el auto queda en buenas condiciones.

Hay oportunidades buenas, donde han sido rematados autos embargados por cuestiones económicas o por haber estado en el corral motivado por una infracción de tránsito. Podrías encontrarte con un buen auto.

En otros casos, en los más terribles, podría haber autos chocados, que posteriormente son rematados, arreglados y vendidos nuevamente y es ese vehículo el que nadie quiere ni debería comprar.

¿Por qué nadie quiere comprarlo? Porque la persona que lo compró en un remate lo va a arreglar de la forma más barata posible para poder venderlo a un buen precio y ganar más. Haciendo eso, el vehículo tiene los días contados.

Revisa si un auto fue parte de un remate o no antes de comprarlo, con el Informe Autofact.

Ingresa la Patente del vehículo

¿Cómo saber si un auto fue rematado?

En este escenario, cuando vas a revisar un auto usado que quieres comprar, probablemente querrás saberlo todo. Es normal; pues es la mejor forma de asegurarse de comprar un vehículo que ha sido bien cuidado, con sus mantenciones en orden y con uso como corresponde.

Una de las cosas que querrás saber es si el auto proviene de algún remate y fue siniestrado o comprado en malas condiciones para “disfrazarlo” y venderlo luego.

Lo más probable es que un auto que fue rematado en malas condiciones y luego reparado no tiene la mejor inversión y cuidado en su arreglo, por lo que no deberías comprarlo.

Incluso sintiendo que el auto está bien, ya que el problema podría ser que esté en buen estado por pocos kilómetros hasta que comiencen las fallas.

Para saber si un auto ha sido rematado, si tuvo choques o estuvo involucrado en algún accidente mayor, lo sabrás con el Informe Autofact, el que incluso te entregará las veces que fue llevado al concesionario a sus revisiones, sus registros de kilometraje, su historial de revisión técnica (cuántas veces fue rechazado), reporte de multas, si tiene reporte por robo, así como muchos otros datos que te ayudarán a saber si el vehículo se encuentra en buenas condiciones mecánicas y legales. 

Revisa si un auto fue parte de un remate o no antes de comprarlo, con el Informe Autofact.

Ingresa la Patente del vehículo

Otra forma de saber si un auto fue rematado es ingresando al portal de la Asociación de Aseguradoras de Chile, donde ingresando la patente sabrás si un auto viene de un remate o no.

¿Por qué pueden rematar un auto?

Como te dijimos, debes considerar qué tipos de vehículos son los que se encuentran en un remate; muchos de ellos siniestrados; pero también hay otras razones por las que un auto se va a remate, tales como:

  • Vehículos dados en remate por dueños para venderlos rápidamente.
  • Vehículos que sufrieron accidentes con pérdida total declarado por aseguradoras.
  • Vehículos rematados que fueron requisados a infractores.
  • Vehículos embargados por razones económicas.

¿Qué papeles del auto se entregan en un remate?

Cuando alguien compra un auto en un remate, le entregan una factura y una sentencia judicial producto del remate.

Con esos documentos, se puede ir hasta el registro civil para poder solicitar la inscripción del vehículo en el Registro Nacional de Vehículos Motorizados.

Revisa si un auto fue parte de un remate o no antes de comprarlo, con el Informe Autofact.

Ingresa la Patente del vehículo

Solicita de manera gratuita información básica del
vehículo AQUÍ