¿En qué fijarse antes de comprar un auto usado? Tips para revisar el exterior del auto

Para evitar encontrarte con sorpresas luego de comprar un vehículo usado, tendrás que prestar atención, entre otras cosas, al estado de las distintas partes del exterior del auto. Aquí te mostramos 7 aspectos básicos a tener en cuenta.

06 de enero 2022

Revisa los antecedentes de ese auto que quieres comprar con el Informe Autofact.

Ingresa la Patente del vehículo

¿Cómo revisar el exterior de un auto antes de comprarlo?

Antes de comprar un auto usado es bueno que revises su motor, su interior y tambièn su exterior. Es importante que esté en el mejor estado posible, primero para que no pases rabias y segundo para que tenga un buen valor de venta en caso que más adelante quisieras venderlo. Para ayudarte, puedes revisar el Checklist de Autofact siguiendo las instrucciones de este vídeo. Gratis, sencillo y rápido.

infraction-img

Conoce el mejor precio de un auto usado
para que puedas negociar con la mejor información

Conoce el mejor precio de un auto usado
para que puedas negociar con la mejor información

7 revisiones previas al comprar un automóvil usado

Si no quieres hacer el Checklist, o harás la revisión en poco tiempo con el vendedor delante, siempre puedes seguir estos sencillos pasos:

1.- Pintura:

Presta atención y toca alrededor del escape, molduras y ventanas, para darte cuenta si el vehículo trae algunos golpes o raspaduras o ha sido retocada la chapa y pintura. Si notas que el color del vehículo tiene poco brillo, es probable que quede a la intemperie durante la noche y/o puede ser que tenga un mal trabajo de pintura por reparar algùn choque menor. Un auto bien cuidado y que es guardado en un garaje tiene un color uniforme. Si notas diferencias de tonalidad, pregunta al vendedor si ha sufrido algún choque.

2.- Carrocería:

Toca molduras, parrilla y defensas, para detectar si existió algún daño y quedó mal reparado. Revisa si existen abolladuras, rayones y óxido en todos los paneles de carrocería y techo. Ten en cuenta que la separación que existe entre los paneles y las superficies que los rodean tiene que ser uniforme: si están mal alineados u observas una separación desmesurada, puede que tengan una falla de fábrica o hayan sido reparados en alguna oportunidad.

3-. Neumáticos:

Revisa la presión de los neumáticos y chequea el desgaste de la banda de rodamiento para saber si requiere ser alineado. Las cuatro ruedas deberían ser de la misma marca y tamaño: si observas diferencias pregunta el motivo. Por otra parte, el desgaste de los neumáticos debería ser parejo en todo el ancho de su superficie y similar del lado derecho e izquierdo del auto usado.Si el hombro exterior del neumático se encuentra muy desgastado puede que ese auto haya sido conducido a excesivas velocidades. Examina además los laterales para detectar zonas cuarteadas o abultadas y comprobar que el borde de la llanta no tenga fisuras o abolladuras.

4.- Oxidación:

Busca cualquier señal de oxidación como puede ser pintura ampollada, o zonas oxidadas en las ruedas y puertas. Utiliza una linterna para observar si existe corrosión salina en el hueco de las ruedas. Ten presente que el óxido no se puede reparar y habrá que cambiar la parte del auto afectada.

5.- Deterioro por debajo:

Revisa que la parte baja no tenga daños, ya que al pasar por los lomos de toro a altas velocidades o estacionar mal podrìa perjudicarlos. Observa si existe alguna fuga debajo del auto como restos de aceite, gasolina, anticongelante, etc.

6.- Puertas y ventanas:

Si notas que las puertas hacen ruido al abrirlas o cerrarlas o cuesta encajarlas bien, puede indicar importantes problemas estructurales. Repasa que las ventanas estén en perfecto estado y revisa que las bisagras del capó y del baúl roten con suavidad. Chequea que cada huincha y sello de goma de cada abertura estén en buenas condiciones para evitar filtraciones de agua, corrientes de aire y sonidos.

7.- Luces:

Comprueba que todas las luces funcionen como es debido: las cortas, largas, de estacionamiento, faros antiniebla, etc. Asegúrate además de que todas las cubiertas de las luces no estén dañadas por la humedad ni tengan rajaduras.¡Recuerda revisar todas estas partes del exterior del auto usado antes de comprarlo para evitar desagradables sorpresas! Si quieres hacer revsiones más exhaustivas, puede que te interesen los siguientes artículos:

Revisa los antecedentes de ese auto que quieres comprar con el Informe Autofact.

Ingresa la Patente del vehículo

Solicita de manera gratuita información básica del
vehículo AQUÍ